martes, 2 de agosto de 2011

Repion @ Cható

La banda cántabra muestra en su primer concierto de larga duración sus aptitudes para hacer buena música 

Suenan a: rock, potencia, nervios, bajista invitada, SON REPION.
Lugar: Taberna Cható, Torrelavega.
Fecha: 29-7-11. 00.00.
Aforo: entre 30 y 50 personas.

Torrelavega, la taberna Cható en concreto, marcarán Repion con una equis cuando les pregunten por su primer concierto 'serio', dejando a un lado sus participaciones en fiestas del ECG, el I.E.S. Ría del Carmen y demás bolos menores. Ante un puñado de amigos, y los familiares de rigor, comenzaron pasada la medianoche a saciar de rock los oídos de los allí presentes. La formación está compuesta por Marina Iñesta, voz y guitarra, Diego García, bajo y guitarra y Teresa Iñesta, batería y coros. Para la ocasión Raquel Migaldi, como artista invitada, hacía las veces de bajo ante la falta de un bajista fijo en el grupo.

     Antes de arrancar nos dieron el primicia el setlist de su actuación, en el que encontramos canciones propias y versiones, 6 y 6. Aunque sobre la marcha lo modificaron, excluyendo 'Still loving you' de Scorpions. Para otra ocasión tal vez. Aquí ponemos el definitivo, lo que sonó en el concierto:

Gold lion (cover) - de los Yeah Yeah Yeahs 
Morphina - propia
Gotas - propia
Sunday bloody sunday (cover) - de Paramore, que a su vez versiona a U2
She's drop dead gorgeous - propia
Song 2 (cover) - de Blur
Cuando éramos reyes (cover) - de Quique González
Are you gonna be my girl? (cover) - de JET
Hurt (cover) - de Johnny Cash, que a su vez versiona a Nine Inch Nails
Doesn't time fly - propia
Sunny morning - propia
26 de noviembre - propia
-------------bis----------------
She's drop dead gorgeous - propia
Sunny morning - propia

     A continuación haremos un minucioso seguimiento de su actuación, canción por canción dando todas las claves necesarias para revivirlo en estas líneas. Seremos benevolentes porque lo hicieron bien, disfrutaron y porque todos sabemos que los comienzos son duros.

     'Gold lion' fue la elegida para abrir la sesión de rock alternativo que destilan. Primeramente había costado poner toda la maquinaría a punto, la técnica no se había alíado con ellos y minutos antes de las 00.00 aquello sonaba demasiado 'extraño'. Pero cuando llegó el momento de tocar la versión de los Yeah Yeah Yeahs todo estaba en su sitio. Salió a relucir la potente voz de Marina, uno de los grandes fuertes del grupo, y pudimos ver a Raquel al bajo, que tocaría en la mitad del repertorio. Fueron todo energía y los gorgoritos de la mayor de las Iñesta auguraban un buen concierto. A esta cover le siguió 'Morphina', uno de sus temas propios con más solera. Saquen sus propias conclusiones con el siguiente vídeo, delicioso.

Repion en su primer concierto de larga duración- JUAN P. TORRES

     Y la siguiente 'Gotas'. Con bastante tiempo entre canción y canción, uno de los aspectos que más tienen que pulir de cara a sus siguientes actuaciones, llegó el turno de su primera letra en español. Teresa anunció "ahora canto yo", porque ella hacía los coros y Diego se puso a la guitarra, ya con los sudores recorriéndole caudalosamente la sobaquera, porque Raquel retomó el bajo. Quedó muy bien, todos acabaron balbuceando entre dientes el estribillo, "Gotas de su música". Tras este inicio de concierto tan intenso optaron por un medio tiempo. Se calzaron la acústica al hombro para tocar 'Sunday bloody sunday' como lo hacen Paramore, aunque la canción original sea de U2.


     Nos habían preparado perfectamente para la calma y cuando los primeros acordes de 'She's drop dead gorgeous' empezaron a sentirse en aquella esquina, de una taberna que se iba llenando progresivamente, el público casi enloquece. Marina ya había avisado "Esta es algo más movidita" y había puntualizado que Elena, que anteriormente tocaba con las hermanas Iñesta, colaboró en su creación. Fue enorme la energía que transmitieron con este hitazo que, hasta ahora, guardan en un garaje de Revilla. Aunque, esperemos, pronto difundan más allá de las fronteras de su sala de ensayos. Juzgen en el vídeo si esos dos tiempos tan diferenciados no son geniales.

Repion en su primer concierto de larga duración- KASEN

     Entonces llegó el momento en que hubo los mayores problemas, aunque se solventaron poco a poco. La afinación fallaba, o al menos eso dicen los entendidos, pues un servidor siguió maravillado con su música ¡Que son unos críos y hacen un gran rock! Las transiciones seguían siendo lentas y aunque escogieron temas para su repertorio muy bien elegidos, 'Song 2', 'Are You gonna be my girl?' y 'Cuando éramos reyes', dando cabida a Quique González en su setlist, fueron momentos de impás en el concierto. De la presentación de la última versión de la noche 'Hurt', original de Nine Inch Nails pero haciendo la cover de la versión de Johnny Cash, se atrevió Teresa. Sin batería y en formato acústico estuvo bien, pero con ensayos puede ganar mucho más esa progresión in crescendo que tan bien suena en la voz de Marina.

     Con tres cuartas partes del concierto transcurridas llegaron las joyas de la corona. Iban nueve de doce pero se habían guardado tres temazos propios para el final. 'Doesn't time fly', compuesta por Marina, a quien le evoca nostalgia y melancolía se sale de la línea del resto de su repertorio dando lugar esto. Escuchen. No hay palabras.

Repion en su primer concierto de larga duración- JUAN P. TORRES

     'Sunny Morning' es, tal vez, la canción que en más ocasiones han tocado allá por donde han ido. En esos mini concierto que hasta el momento habían dado en los que cabían dos o tres canciones, y ya. A estas alturas el público, algo soso en general, se había animado algo. También en parte porque pese a que Repion interactuaba con sus fans, cómo suena la palabra, la actitud en la intepretación de las canciones no la mantenían. Marina con la voz y una Teresa en 'estado de gracia', disfrutando en grande, serían quienes más salvaron el tipo en ese apartado.

Repion en su primer concierto de larga duración- JUAN P. TORRES
   
     Y para cerrar la hora de música, '26 de noviembre'. Una de las perlas que tocaron en su penúltimo concierto en el Black bird. Con un punteo para que Diego se luciera y con Raquel de nuevo flanqueando al trío. Y fin. O al menos eso parecía.

Repion en su primer concierto de larga duración- JUAN P. TORRES

     La gente quería más y el dueño del bar no puso inconvenientes. Repitieron 'She's drop dead gorgeous' y 'Sunny morning' y dejaron un gran sabor de boca, pese a que Diego andase algo descafeinado con fallos puntuales, que no ensombrecen para nada la actuación. Llegó el momento de las felicitaciones, recoger el equipo, desmantelar todo el bar de los carteles de Repion y recibir el dinero por el bolo, algo exiguo y que Raquel olvidó coger. La siguiente esperemos en Santander, con más público, con menos tiempo entre canción y canción y disfrutando aún más. Larga vida a Repion.


Texto: Juan P. Torres. 
Multimedia: Juan P. Torres con la colaboración de Kasen. 
Por el Vicio by Juan P. Torres is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...