jueves, 29 de diciembre de 2011

Entrevista a La Cooperativa Remolachera


“Hemos decidido dejar los grandes estadios y vamos a volver a garitos pequeños”
   
La Cooperativa Remolachera son siete individuos unidos por el ‘Johnny’, su amor al soul, la música negra y el humor salvaje. Venidos de todos los confines del mundo, desde Burgos a Taiwán, son uno de los grupos más emblemáticos del San Juan. Han tocado más veces que Morente y Camarón juntos en el auditorio Jesús Cobeta. Sacrifican una noche de ensayo para atendernos. Están cuatro de siete: Freddy, armónica y voz; Víctor, guitarra, Kwang-Fu, guitarra y voces; y Rodrigo, encargado del teclado. Avisan: “Seriedad en la entrevista, aunque lo intentéis, no la conseguiréis”.

Pregunta- La COOPE. ¿Pertenecéis en un 50% a la Conferencia Episcopal como la Cadena de Ondas Populares Españolas?
Respuesta- ¡Qué! ¿Qué? ¡Qué! En realidad pertenecemos el 87%. Trataron de montar en grupo para entrar en el ‘Johnny’, pero no lo consiguieron. Encima con los cambios que ha habido en el grupo nos hemos ido más al otro lado, al lado ‘negro’, más allá del oscuro. Aunque de todo esto nos dimos cuenta más tarde.


P- Ya en serio, la Cooperativa Remolachera, ¿de dónde viene el nombre?
R- Lo puso Alfredo. (Freddy) Os voy a contar una historia: mi abuelo paterno, el que murió, Eusebio, trabajaba en una azucarera. Entonces la remolacha estaba muy presente en mi pueblo. Había colas de tractores en las calles en septiembre cuando iba al colegio. Eusebio, abuelo materno, paterno… Eso, Francisco, que, aunque ha perdido todas sus facultades, sigue vivo, curraba en una cooperativa en San Antonio Abad, Burgos. La Cooperativa de explotación y trabajo comunitario de la tierra. Por eso La Cooperativa Remolachera. Queríamos crear un nombre de mierda que nos recordase que nunca nuestra intención sería triunfar, y que solo queríamos pasárnoslo bien. Además, como todos los grandes grupos tiene un La: Los Beatles, Los Rolling. Aunque no nos lo suelen poner en los carteles. Los de este año se han acordado.

P- A parte del nombre, curiosas letras. ¿En la cabeza de qué enajenado nacen esas ideas?
R- Salen de una cabeza común. Tenemos solo siete temas propios. La mayoría de Álvaro, el saxo, el único que se dedica a la música. Toca en una banda, y tiene más cabeza. Se escribe, principalmente, de guarradas. Y cuando escribimos de amor justo nos dejan. Las hay medio serias, pero tampoco. Guarrerías sin más. Eso no quiere decir que no las cuidemos. Tetas está compuesta solo con esdrújulas.

P- ¿En quién se fija la COOPE para hacer esa música gamberra, desenfadada, llena de chulería?
R- (Víctor) Lo de chulería me ha gustado. (Freddy) ¡Párteles la cara! (risas). Blues Brothers y The Commitment. Dos películas. Marcan la estética. Son protagonistas grupos grandes y la puesta en escena es importante para ellos. La negritud, sobre todo, viene de The Commitment. Trata sobre un grupo de Dublín, dublineses blancos, que hace soul. Son películas.

P- ¿Y si hablamos de grupos?
R- Hemos dejado de escuchar radio. Nada, solo lo nuestro. En serio, cada uno de su padre y su madre. Lo que nos une lo negro. Rodri es experto de funk. Víctor en pornografía. Y de todo. Haber estado en el ‘Johnny’ te da un concierto cada semana. Justo cuando empezábamos había mucho blues.

P- ¿Cuánto tiempo estuvisteis?
R- La COOPE empezó en el 99. Ese año tocamos la primera vez. Y estar aquí… Freddy 1995-2000. Otros simplemente pasaban por aquí. Lemus en el 97. Marquitos trabajaba de técnico. El antiguo batería fue el nexo con Kwang, que es de Burgos contrariamente a lo que parezca. Porque también ha habido entradas y salida. Cuando se fue el batería hicimos un casting amplísimo. Y salió Marcos. Iba a ser el batería de Def con Dos, pero al final nada.

P- En estos tiempos de lo políticamente correcto ¿amigos en esto de la música tan sinvergüenzas y obscenos como La COOPE?
R- ¿Podéis repetir la pregunta? (risas)

P- ¿Tenéis colegas dentro de la música de esta onda?
R- Nos gusta la canción Primavera de Mamá Ladilla. Tiene un estribillo muy trabajado “Primavera, primavera. Tetas y culos, culos y tetas”. Los Peter Sellers, Engendro. Ahora nos comparan con Reno Renardo. (Víctor) Es un maricón. Pero la verdad es que tampoco son referencias. No tienen ese estilo soul, negro. Es el toque gamberro, cómico. Pero lo negro no. Eso es cosecha propia.

P- Ahora, como la historia de la COOPE es hablar del ‘Johnny’. Atentos que viene un ejercicio de memoria importante. A 25 pesetas cada respuesta. Veces que habéis tocado en el ‘Johnny’, por ejemplo: 10. 1,2, 3… responda otra vez.
R- Muchísimas. 2 por año. Aunque al principio había solo un festival. El Vinilo es lo primero que se hizo, en el 99. Y el Metropolitan en 2001. 23.

P- Record con Camarón y Morente.
R- Los vamos a adelantar. Porque tenemos menos yonkis. En los 60 no hubiéramos durado tanto por la heroína. Hemos tenido suerte de vivir en la época de las drogas de diseño.

P- La última vez, la primera que nosotros estuvimos ¿Por qué solo fueron 6 al Johnnystock ¿qué pasa con el teclado?
R- (Rodrigo) Asuntos familiares. ¡Chan! ¡Chan! Era el cumple de mi suegra. Tan importante como para poder faltar.

P- Ese 19 de noviembre se lió parda, con Anita provocando al personal con su baile en el You Can Leave Your Hat On de  Joe Cocker.
R- Kwang es normalmente quien se desnuda. (Kwang) En público, en privado no lo hago. (Freddy) ¡Sí hombre! Pagando. Fue su magnetismo irrefrenable lo que desató a Anita. Si nosotros en el ‘Johnny’ no hacemos streaptease es porque es un festival no se puede hacer show de hora y media. No es lo mismo que un concierto. En la boda de este (Rodrigo) tocamos dos horas y media. Por cierto, hay otra boda a la vista. Primicia. (Kwang) yo no me caso. ¿Tú? (risas). Uno de los colegas del Alfonso, antiguo batería. Se casa en abril (Kwang) ¿Pero pagan? (Víctor) A mí que me pongan coreanas en el jacuzzi.

P- Ahora preguntas íntimas y personales. Freddy, ¿Esos guantes, pinchos, cosas raras de cuero, a qué se deben?
R- (Freddy) Porque es sucio y asqueroso. El guante al principio estaba bien. Ahora está roto. La cadenita me la trajo Kwang y la muñequera me la regalo…

P- Pero, ¿por qué?
R- (Freddy) Me lo pide el cuerpo. Es una estética cerda, guarra. Empezamos super punkis, nos subimos al escenario y luego empezamos a tocar. Había que montar un circo. Eso permanece. El circo es importante. Suplimos carencias con el show. Las presentaciones por ejemplo. Están preparadas solo en lo referido al momento en que hay. El contenido se improvisa. Se necesita un cerebro que sea muy rápido. Pero es un gran esfuerzo para la banda porque soy incapaz de contar compases. Para volver a cantar, les miro, después de un buen rato, y ya.

P- Y del cuero y los pinchos a la pegatina de Hello Kitty de la guitarra de Kwang. Cuenta.
R- (Kwang) Es un regalo de Rodrigo por nuestro aniversario (risas). Rodrigo me iba a comprar una guitarra de Hello Kitty, pero como solo había para niños pues una pegatina. Y la puse. Soy hombre de palabra.

P- Esta para todos, para no discriminar. Asunto gafas.
R- En las gafas hay variedad. Hay una colección. De cerveza, de rayas, de cadenas. Solíamos llevar gafas de sol, como en Blues Brothers. La entrada la hacemos con el grito del lejano Oriente y ya entramos con las gafas.

Paramos de hablar. Entra el de seguridad en el aula de música, lugar de la entrevista. Extrañados dicen “esto está cambiando”. “Desde que entré los novatos de este año son una mierda” comentan entre risas. Ahora ellos preguntan “¿Os lo han dicho?”. “Y lo diremos”, respondemos. Tras esta interrupción, salida del guión, vuelta a la carga.

P- ¿Que os jackeasen la web tiene que ver con boicot al ‘Johnny’?
R- (Víctor) Era un boicot a mi persona. En la web nueva salía. Algún hijo de puta dijo: “¡A tomar por culo!”. Una pena. El foro estaba entretenido. Antes de Facebook había foros. Decían guarrerías. Más que nosotros.

P- ¿Y qué pensáis sobre el posible cierre en 2013?
R- Pero nadie va a cerrar. Nadie va a cerrar. Si hay nuevo propietario, el nuevo propietario tendrá que aguantarse con lo que hay aquí. Si se aguantó el follón hace 2 años… Nosotros venimos a tocar si hace falta. Aunque no nos invitaron entonces. El rollo de que no se cerrase se juntó con las fusiones y la crisis. Los de Unicaja no querían rollo, que saliese a los medios. La que se monto aquí, los músicos y la gente que ha visto música… Eso sí, nuestra versión de Johnny B Goode mejor que la del Wyoming.

P- Cambiando de tercio ¿Si queremos comprar algún CD, maquetilla, llevarnos el buen rollo de vuestra música a nuestras casas, qué tenemos que hacer? Hemos buscado y no nos hemos enterado muy bien.
R- Os la regalamos. Lo acabáis de clavar. Pero es que grabar es un rollo. (Kwang) Tengo un mp3 nuestro en el móvil. Los dos temas que distribuimos, tiempo atrás, por los bares en maquetas, están por internet. Blues del Canal + y Gimme Some Lovin’. Y los discos que se hacen del Vinilo también. Ahora estamos grabando, lo prometemos. Solo quedan los tres que no están por grabar. Falta pulir. Luego ya…. Aunque para el año que viene tenemos previsto grabar algo. No hay presión. Aunque es un coñazo si eres malo y eres perfeccionista. Es lo puto peor.

P- Para cerrar. Mirando para adelante. ¿Siguientes objetivos?
R- Pues seguir trabajando con la maqueta. Tocar, tocar y tocar. Pasarlo bien.

P- ¿Y sitios donde tocar?
R- Hemos decidido dejar los grandes estadios y vamos a volver a garitos pequeños, donde puedas mantener la cercanía con el público. Que nuestra melena sudada les salpique y luego puedan vender ese sudor (risas). La idea es salir fuera y estar juntos. Ir a China (risas). Para hacernos más amigos, pasarlo bien. Lo que ahora en las empresas de influencia americana es conocido como team building. Salir de entorno familiar pero con la misma gente. Un poco de turismo, por pueblos. “We play for food”. Somos como perros. No hay planes. La cosa es moverse a Canarias, Galicia. El año pasado tocamos 11 veces en Madrid. Y ya no queríamos tocar más. Está bien porque para cada uno tiene su curro y son bastantes conciertos. Además que muchas salas importantes: La Galileo, El Orange Café, Clamores. Solo queda El Tempo. Está al caer.


Toda la información sobre el grupo en su web http://www.remolachera.com/.


Texto: Juan P. Torres y Gema Magaña.
Por el Vicio by Juan P. Torres is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...